¿Cómo te puede ayudar un abogado experto en derecho inmobiliario?

Diciembre 1 de 2020

Si eres de los que, cuando escucha la palabra “abogado” tiendes a pensar en una persona que únicamente puede ayudarte si te has metido hasta las cejas en un buen marrón, siento decirte que estás muy equivocado. Contar con un asesoramiento previo adecuado es un factor que puede suponer la diferencia entre que la idea que tienes en mente sea un éxito o un fracaso.  

Operaciones tan cotidianas como comprar, vender o alquilar una vivienda, si bien en apariencia son algo simple y que hoy en día están al alcance de todos, en realidad tienen mucha letra pequeña y bastante más importancia de la que le estamos otorgando actuando en solitario: estamos operando en el tráfico jurídico en muchas ocasiones “al azar”, confiando en la buena relación que te une con la parte opuesta, o en el mítico: “¿qué problema va a haber entre nosotros?!”. Os puedo asegurar que es muy alto el porcentaje de casos en los que, cuando se pronuncia esa frase, la palabra que sigue es: fiasco, y de los grandes. Es en ese momento (cuando la cosa se ha puesto oscura) cuando acuden a nosotros: ERROR.

Sin embargo, es muy habitual actuar de forma más garantista en otros aspectos de nuestra vida, queriendo proteger nuestras espaldas ante hipotéticas situaciones que, de ocurrir, pueden suponernos un perjuicio económico (ridículo comparado con el perjuicio que puede suponer una mala operación inmobiliaria y sin embargo no nos lo pensamos dos veces). Pongo algunos ejemplos:

  • Cuando llegan las vacaciones y decidimos irnos de viaje una semana, es más que probable que decidamos contratar un seguro de viaje, para no perder nuestro dinero en el caso de que exista algún problema.
  • Si decidimos contratar un vehículo de alquiler para esa semana de vacaciones, es más que probable que decidamos contratar un seguro de viaje adicional, para no perder nuestro dinero en el caso de que exista algún problema.

Y podría seguir enumerando ejemplos un buen rato, pero no es ni mi intención ni el objeto de este post.

En resumen, si nos ponemos en manos de personas con conocimientos y que vayan por delante de nuestra operación, estamos dotando a ésta de una “garantía o seguro” cuyo coste es muy inferior a los quebraderos de cabeza y quebrantos económicos que nos puede ocasionar el actuar por nuestra propia cuenta y riesgo.

Por tanto, es muy aconsejable contar con los conocimientos de un abogado inmobiliario especializado en esta rama del Derecho. En el arrendamiento, por ejemplo, es muy importante algo que, a pesar de ser muy evidente, mucha gente pasa por alto: elegir a la persona correcta con la que vamos a firmar el contrato (en esto también puede ayudarte un experto en la materia). Asimismo, en el momento de la contratación es imprescindible que el documento recoja todas y cada una de las previsiones legales correspondientes y que exista total claridad a la hora de plasmar los derechos y obligaciones de ambas partes. Igualmente, el especialista puede también intervenir a la finalización del contrato, en aras de intermediar para que ninguna de las dos partes tenga nada que reclamar a la otra.

En relación a la compraventa, estamos de acuerdo en que no es una decisión fácil. No sólo tenemos que encontrar la vivienda que nos guste y se adapte a nuestras necesidades, sino conseguir la financiación necesaria para adquirirla, lo que nos lleva en muchas ocasiones a la contratación de la famosa hipoteca. Sin embargo, no es raro encontrar casos en los que se han firmado escrituras de préstamo bancario sin conocer el contenido de su clausulado, lo que ha llevado en los últimos años a un aumento considerable de la litigiosidad frente a la banca por las de sobra conocidas “cláusulas abusivas”. Un experto en Derecho inmobiliario puede encargarse de preparar el contrato de compraventa y acompañarte en todos los trámites de contratación de tu hipoteca para comprobar que el clausulado no te perjudique en el futuro. Si por el contrario ya has comprado el inmueble, el especialista puede ayudarte a reclamar a la entidad bancaria si ha incluido en tu escritura alguna cláusula que te resulte desfavorable. Igualmente, un abogado inmobiliario te puede asesorar en temas de impuestos (IVA, ITPAJD, PLUSVALÍA, IBI…etc), temas relacionados con la Administración (permisos del Ayuntamiento, licencias…etc).

En definitiva, el derecho inmobiliario es muy extenso y abarca ramas muy diferentes que a menudo resultan muy complejas para todo aquel que no tenga conocimientos en la materia, por lo que conviene aplicar el refrán “más vale prevenir que lamentar”.


Lex Habitat
Lex Habitat Whatsapp
Hoy
Hola, buen día. Cómo puedo ayudarle el día de hoy?

 

©2022 lex-habitat.es, todos los derechos reservados.
Powered by: wasi.co